Òptica Visió

Ctra Cardona nº 6

08242 Manresa

Tel 93 872 04 55

Miopía simple

La miopía simple es la más habitual. Su incidencia ha estado aumentando en los últimos años en todo el mundo. En los países occidentales solía ser del 25% de la población, pero actualmente puede llegar al 40% en los jóvenes. En Asia, en países como China, Japón, Corea o Singapur se llega a porcentajes de más del 90% en la juventud.

 

Los factores de riesgo son: la raza (de más a menos: orientales, caucásicos, negros, esquimales), herencia de los progenitores, el sexo (más en mujeres que en hombres), el nivel educativo y ciertas ocupaciones (microscopistas, tejedores , ...)

 

Así pues, la miopía depende de factores genéticos y ambientales. La genética es relativamente estable. Los hábitos de vida han cambiado mucho en los últimos años: más trabajo de visión cercana y más lectura.

 

Hasta hace no mucho, la miopía se relacionaba mucho con personas que tenían mucha actividad en visión cercana, ya sea por estudios o por trabajo. Ahora bien, actualmente han aparecido muchos estudios que dan mucha importancia a la luz. Cada vez más estamos menos horas en el exterior, con la luz del sol. Estamos la mayor parte de la jornada con iluminación artificial.

 

En un estudio realizado en Australia, se comprobó que los niños blancos estaban en el exterior una media de 6h / día, los de origen chino, 4h / día. En China, en Beijing entre 1-2h / día. En Singapur y Taiwán, entre niños de origen chino, 0.5h / día. El porcentaje de jóvenes miopes era mucho más alto en niños chinos en Singapur, Taiwán y Beijing que los niños de origen chino en Australia. En Inglaterra, la media es de 3-4h / día.

.

En un estudio de Jones et al. se llegó a la conclusión de que los niños que pasan por lo menos 15 horas a la semana (2.1h / día) al aire libre tienen un 30% menos de riesgo de ser miopes que los que están 5h a la semana (0.7 h / día). En otro estudio de Sherwin et al calcularon que cada hora en el exterior hay un 2% menos de posibilidades de aumentar la miopía.

 

Para evitar que la miopía aumente en los niños, se aconseja más actividad en el exterior. Actualmente, también se investiga mucho en el desenfoque periférico. Los cristales de las gafas de miopía enfocan la imagen en la retina, pero debido a la óptica del ojo, en la periferia de la retina puede existir un ligero desenfoque por detrás. Se ha visto que en los miopes en aumento suele ser mayor. En estos momentos hay muchos estudios en marcha con lentes de contacto que corrigen el desenfoque periférico o con lentes d'orto-k. Se ha visto que el aumento de la miopía puede ser de la mitad que con gafas.