Òptica Visió

Ctra Cardona nº 6

08242 Manresa

Tel 93 872 04 55

Ojo gandul

La ambliopía u ojo vago es cuando un ojo (o muy raramente los dos) no son capaces de tener una agudeza visual del 100% (la visión puede estar muy desmejorada, llegando incluso al 10%) cuando lleva toda la compensación óptica y no presenta ninguna patología. Además, suele haber un enfoque de cerca impreciso, menos sensibilidad al contraste, movimientos de seguimiento pobres, fijación inestable y poco exacto y sensibilidad incrementada a efecto de interacción de contornos.

 

La edad crítica para que un ojo se vuelva vago es por debajo de los 8 años. Las causas pueden ser:

 

1- Refractiva: la persona debería de llevar gafas o lentes de contacto y como ese ojo no se estimula correctamente, no se desarrolla. También, puede ocurrir que los dos ojos necesiten la corrección óptica y ésta no se use y  que esta borrosidad sostenida en el tiempo frene el desarrollo.

 

2- Por deprivación visual: cualquier opacidad en el camino de los rayos de luz que eviten formar una imagen nítida en la retina. El ejemplo típico es la catarata congénita, pero también hay que destacar las opacidades corneales, las ptosis congénitas, ...

 

3- Estrabismo: cuando los dos ojos no son capaces de fijar la imagen al mismo tiempo, se produce la visión doble. Este hecho es muy desagradable y el cerebro elimina la imagen central del ojo que desvía. Esta supresión constante acaba produciendo ambliopia. Lo más importante es detectar en los niños lo antes posible la aparición del ojo vago. Cuanto más rápido, más fácil es arreglar el problema. El tratamiento es dar toda la corrección óptica, oclusión y terapia visual.